Liberamos tortuguitas recién nacidas en Playa Bandera

Actualizado: 18 jul

Hemos viajado a muchos lugares y experimentado cosas que habíamos soñado por muchísimo tiempo. Sin embargo, tener un acercamiento con tortugas marinas se nos había escapado de las manos ¡por años!


¡No por falta de voluntad! ¡No no!


En dos ocasiones pedimos vacaciones del trabajo y fuimos (o tratamos de ir) a los dos lugares en Costa Rica que son famosos por su protección de las tortugas marinas, Tortuguero y Ostional, con el único objetivo de ver tortugas. Pero no lo logramos.


Ya casi les contamos la historia de esos intentos fallidos pero antes de hacerlo queremos preguntarles, ¿ya vieron el video que hicimos liberando tortugas en Playa Bandera? Si aún no lo han hecho, acá abajito lo compartimos.


Como les íbamos explicando, desde hace años queríamos tener un acercamiento con tortugas marinas. Para que entiendan nuestra emoción, les cuento rápidamente.


En 2016 pedimos unas cortas vacaciones del trabajo y tomamos una avioneta hacia Tortuguero (costa caribe norte del país) con la esperanza de presenciar el desove de una tortuga baula, la especie de tortuga marina más grande del mundo. Estábamos en la temporada indicada, ¿qué podía fallar?


Pues, ese año, hubo una sequía y las temperaturas estaban más calientes que nunca lo cual espantó a las tortugas que usualmente esperan la frescura de la playa en media noche después de una aguacero que refresca las temperaturas.


Aunque pasamos 5 días en Tortuguero en el cual aprendimos cosas maravillosas y conocimos gente linda, nos fuimos a casa "vestidos y alborotados."


¡Pero no nos dimos por vencidos!

Ese mismo año leímos que en Ostional (costa pacífico norte) había arribadas de hasta 100 mil tortugas en una misma noche. Una arribada es cuando muchas tortugas llegan a las playas a desovar.


Otra vez, pedimos vacaciones del trabajo, tomamos otra avioneta hacia Guanacaste y nos aventuramos en bus a tratar de llegar a Ostional.


Aquí no fueron las condiciones del tiempo que nos jugaron una mala pasada. Fue nuestra falta de preparación.


Pasamos horas recorriendo calles de lastre en buses y cuando llegamos a Ostional nos dimos cuenta que no teníamos efectivo suficiente y en el pueblo, en ese entonces, no había cajeros. Nos percatamos de esto al llegar, entonces ni nos bajamos del bus.


Nuestra desilusión fue tal, que desde el 2016 habíamos desistido de nuestro sueño de ver tortugas marinas en Costa Rica.


Pero en septiembre del 2019 vimos una programa de NatGeo que se llama Planeta Hostil en el cual trabajó un fotógrafo costarricense que admiramos mucho grabando tortuguitas pataleando hacia el mar. Lo tomamos como una señal y comenzamos externar nuestros deseos al universo porque como dice mi mamá "¡el que no llora no mama!"(Perdón si eso suena muy vulgar pero ese el dicho popular.)


Y unas semanas después habíamos logrado conocer al amigo de una amiga de un amigo, Victor Carmona, que tiene un vivero de tortugas a tan solo 2 horas de donde estamos actualmente viviendo.


No, una avioneta no fue necesaria esta vez y básicamente esa es la larga historia detrás de este video.



¡Qué loca que es la vida a veces!


Nosotros viajamos lejísimos esas dos veces con la esperanza de ver tortugas pero fallamos tan solo para lograr nuestro sueño más de 3 años después en una playa del pacífico central, cerquísima de la casa, donde ni sabíamos que existía la posibilidad.


Si a Uds tambien se les antoja vivir esta experiencia tan hermosa, les dejo la información de contacto de Victor Carmona en Playa Bandera.


Facebook de Victor Carmona

Hospedaje en Playa Bandera


 

Pregunta: ¿Te gustaría ir a una liberación de tortugas? ¿Qué sueño tienes sin cumplir? ¡Quiero saber! Deja tu comentario acá abajito y no olvides compartir este blog con tus amigos viajeros. ¡Woohoo!


Logo Vivir Andando creado por Mr Masking